viernes, 30 de diciembre de 2016

Maureen Cox (04.Ago.1946 - 30.Dic.1994)

 Maureen "Mo" Starkey Tigrett (nacida como Mary Cox; 4 de agosto de 1946, Liverpool, Inglaterra - 30 de diciembre de 1994, Seattle, Washington, Estados Unidos) fue la primera esposa del baterista de The Beatles, Ringo Starr. Se casaron en 1965 y se divorciaron en 1975. La pareja tuvo tres hijos: Zak, Jason y Lee.

Nació en Liverpool, hija única de Joseph Cox, un camarero asistente, y Florence Barrett. Abandonó la escuela a los 16 años para desempeñarse como peluquera. Sus más cercanos, la llamaban "Mo".

Maureen concurría con mucha frecuencia al Cavern Club, donde The Beatles ensayaban a menudo. Allí conoció a su futuro novio, John Brynne, del grupo de Rory Storm and The Hurricanes, una banda en la cual también había estado Ringo Starr en la batería. Maureen y el batería se conocieron y fueron solamente amigos, ya que Ringo estaba comprometido para ese entonces con Geraldine McGovern. Para finales de 1961 Ringo y Gerry se separaron poniendo punto final a sus compromisos. En 1962 Johnny y Maureen también decidieron romper. Desde ese momento Maureen puso todo su empeño en conquistar a Ringo Starr, sin embargo, fue Paul McCartney el primer Beatle que Cox besó. 

Una noche, una amiga la retó a que no se atrevería a pararse a la salida de los camerinos y besar a Paul; pero como Maureen era determinada lo hizo haciendo que su amiga se enfureciera y se fuera. Entretanto, Cox esperaba a que Ringo saliera ya que a ella le parecía que él era el mejor. Cuando por fin lo vio también se le tiró encima y lo besó como mejor pudo. Un par de semanas más tarde vio a Ringo dirigiéndose a su coche. Maureen corrió hacia él solicitándole un autógrafo y felicitándole por su unión a Los Beatles. Justo cuando se estaba yendo, Maureen copió en un papel el número de la la matrícula del automóvil recordándola hasta el día de su muerte. Poco después, Ringo la vio en la fila para entrar en el Cavern Club cuando él se dirigía al mismo lugar para actuar con Los Beatles. Se le acercó para conversar un rato con ella y le preguntó si quería ir a bailar más tarde.

Después de bailar, Ringo le preguntó a Maureen si quería salir con él, ella estuvo de acuerdo pero le dijo que tenía que estar en casa a medianoche como toda una cenicienta. Comenzaron a salir juntos regularmente y decidieron mantener su relación en secreto para evitar el enfado de las fans, pero de igual forma ellas lo descubrieron todo. Maureen siguió yendo al Cavern Club a ver las actuaciones de Los Beatles, pero cada vez se fue tornando más y más peligroso para ella ir a ese lugar. Así lo recordaba Maureen Cox en 1967: "Las muchachas solían esperar alrededor del Cavern Club durante casi todo el día, sólo para conseguir poder verlos de cerca. Ellos solían tocar un rato en la sesión del mediodía, y luego las chicas se quedaban afuera toda la tarde haciendo cola para poder entrar nuevamente por la noche. Ringo y yo una vez pasamos por ahí cerca de la medianoche y ellas ya estaban haciendo cola para el día siguiente. El objetivo era lograr alcanzar las filas más próximas a la tarima y así poder ver a Los Beatles bien de cerca. Nunca hice cola hasta 2 ó 3 horas antes de que el club abriera. Me daba miedo. Las mujeres que estaban en la cola se peleaban entre sí. Cuando las puertas se abrían las que estaban primeras entraban como un rayo para evitar ser empujadas y pisoteadas por las que venían atrás. Entraban con los rulos puestos y en jeans para ver a los primeros grupos, pero cuando se acercaba la hora en que saldrían Los Beatles iban en grupos de 4 a los baños para cambiarse y arreglarse de pies a cabeza. Así que cuando Los Beatles salían a escena, las chicas lucían como si acabaran de llegar, obviamente se morían por que alguno de los chicos se fijaran en ellas y así conseguir conocer de cerca por lo menos a uno de ellos. Era realmente terrible la locura causada por ellos, los gritos y el estado de excitación que Los Beatles generaban era indescriptible".

Cierto día, cuando Maureen esperaba a Ringo dentro de su automóvil, una chica se le acercó y le preguntó si era la novia de Ringo. Maureen lo negó, pero aquella empezó a gritarle a que saliera del coche a pelear o de lo contrario le rompería la cara. Maureen inmediatamente subió la ventanilla, temiendo por su vida. 

La vida de Cox estuvo en riesgo una vez que las fans se enteraron de que estaba saliendo con Ringo. En una ocasión casi la matan y regularmente era golpeada por las muchachas. En septiembre de 1963 Ringo invitó a Maureen a unas vacaciones en Grecia junto a Paul McCartney y su novia Jane Asher durante tres semanas. Maureen se fue sin el permiso de sus padres ya que tenía miedo de que estos no la dejaran ir, pero de todas formas se enteraron más tarde cuando leyeron en los tabloides británicos donde estaba su hija. 

El padre de Maureen, Joe Cox declaró en 1964: "Realmente no fue una sorpresa para mi esposa y para mí enterarnos de que ella estaba del otro lado del mundo. No había ninguna diferencia entre si le dábamos o no permiso porque ella se iba igual. Maureen era una muchacha muy sensible e independiente y se sabía cuidar por sí sola". 

Aunque no era muy querida por las fans, Cox respondía las cartas que recibía Ringo Starr, sobre todo las de sus admiradoras femeninas. Los familiares de las fans también escribían agradeciendo la gentileza que tenían al responder las cartas de sus hijas. Su noviazgo finalizaría por un tiempo en 1964, justo desde que Los Beatles comenzaron a hacerse cada vez más y más famosos. Cuando Ringo fue operado de las amígdalas ella lo visitó en el hospital reanudando así su noviazgo. Fue allí en el hospital donde Ringo le propuso matrimonio y ella aceptó. En diciembre comenzaron a vivir juntos y en enero, Maureen descubrió que estaba embarazada de un mes. A la edad de 18 años la noticia la dejó estupefacta. Cuando se lo dijo a Ringo, éste se lo tomó a la ligera pero como quería cuidar su imagen con los Beatles, insistió que se mantuviera en secreto hasta que anunciaran su boda. 

Richard Starkey Jr. y Mary Cox se casaron el 11 de febrero de 1965 en el Caxton Hall Registry Office en Londres a las 8:00 am. El padrino fue Brian Epstein y la recepción fue en la casa de Brian. Su primer hijo, Zak nació el 13 de septiembre de 1965 seguido de Jason el 19 de agosto de 1967 y Lee el 17 de noviembre de 1970. 

La primera canción en Apple Records en el catálogo de los Beatles fue una grabación privada especial cantada por Frank Sinatra como un favor a Ringo Starr como regalo cumpleaños número 22 de Maureen en 1968. Sammy Cahn reescribió letras de Lorenz Hart en "The Lady Is a Tramp" y personalizó el tema acerca de Maureen (que era una gran fan de Sinatra). Sinatra grabó la canción en Los Ángeles, y sólo unos pocos ejemplares fueron copiados antes de que la cinta original fuera destruida. Ringo sorprendió a Maureen con el sencillo, el 4 de agosto de 1968. Todas las copias sobrevivientes del disco se cuentan entre los artefactos más valiosos de los recuerdos de Beatles/Sinatra. Una copia de mala calidad de la canción comenzó a circular en los círculos de coleccionistas. Ahora está disponible en discos piratas varios. En una entrevista de 2005 con Andrea Gardner en WMGK Radio en Filadelfia, el ex gerente comercial de The Beatles, Peter Brown, describe ampliamente su papel en conseguir que Sinatra haga la grabación. Cahn toca el piano mientras Sinatra canta las letras adaptadas. Son los dos únicos intérpretes de la canción.

El matrimonio se llevó bien por un tiempo. Maureen siempre esperaba despierta a Ringo cuando éste se encontraba fuera trabajando en los estudios de grabación para hacerle su comida a la hora que fuera. Ringo era muy hogareño y disfrutaba de Maureen y los niños, pero pronto él se aburriría de todo y para cuando nació su hija Lee en 1970 el matrimonio ya estaba en problemas. Maureen fue una auténtica fan de Los Beatles. Fue ella quien bordó con lentejuelas los trajes del "Sgt. Pepper", además de participar en el respaldo vocal de "The Continuing Story Of Bungalow Bill". 

Cuando Los Beatles se separaron en 1970, también lo hizo el matrimonio Starkey. Las infidelidades de Ringo iban en aumento cada vez más y su alcoholismo se convirtió en un gran problema. Para poner las cosas peor, en 1972 cuando los Starr fueron de visita a la casa de George y Pattie HarrisonGeorge confesó lo mucho que amaba a Maureen. Las malas lenguas dicen que este fue el inicio de la ruptura de los matrimonios Harrison y Starr. A pesar de todos los problemas que el matrimonio encaraba, Maureen no se quería divorciar.

Tras una serie de complicaciones en el matrimonio y de rumores de infidelidad por parte de ambos, Maureen no quería el divorcio. Pattie Boyd, en su libro Wonderful Tonight, menciona una relación entre su esposo de entonces George Harrison y Mo, que sucedió en la misma casa de los Starkey en la cual estaban las dos parejas reunidas. Finalmente, el divorcio se hizo efectivo el 17 de julio de 1975.

Después del divorcio, Maureen se fue dedicando de lleno a sus hijos sin perder el contacto y las buenas relaciones con su ex esposo, con quien siempre fueron buenos amigos. A principios de los años 80, conoce a Isaac Tigrett, dueño del Hard Rock Café y del House of Blues fame. Sin embargo, Mo y Ringo Starr decidieron intentar retomar su relación, pero fue en ese periódo en donde Ringo conoció a la que sería su segunda esposa Barbara Bach. Maureen volvió con Isaac y tuvieron una hija juntos: Augusta King Tigrett, nacida el 4 de enero de 1987 en Dallas, Texas. Dos años después, contrajeron matrimonio, el 27 de mayo de 1989 en Mónaco.

La nueva Sra. Tigrett dijo en una ocasión que le había tocado madurar inmediatamente después de su divorcio de Ringo Starr, acordando estar en paz consigo misma. Parecía que las cosas le irían muy bien a partir de entonces, pero lamentablemente no fue así. En la inauguración de "House Of Blues" en California, Maureen Cox de repente se desmayó. Lo que al principio se diagnosticó como una leve anemia, pronto se convirtió en una forma de leucemia llamada Mylodisplasia. Fue inmediatamente internada en octubre de 1994 en el Fred Hutchinson Cancer Research Center, en Seattle WA. Allí los médicos hicieron todo lo que estaba a su alcance para salvarle la vida, pero perdió la batalla.

Maureen falleció un día como hoy a los 48 años, a causa de complicaciones del tratamiento para la leucemia que padecía, el 30 de diciembre de 1994. Ella había recibido recientemente la médula ósea de su hijo Zak. Sus cuatro hijos, su madre, su esposo Isaac Tigrett y su ex esposo Ringo Starr estaban a su lado cuando ocurrió el deceso. Ringo quedó muy afectado por su muerte. Paul McCartney en memoria de Maureen, escribió la canción "Little Willow", que aparece en su álbum de 1997 Flaming Pie, para dedicársela a sus hijos. es.wikipedia.org | anecdotariodelrock.blogspot.mx

Video con el que Ringo se despide de Carrie Fisher

Ringo Starr se despidió de Carrie Fisher, la actriz que murió el martes pasado, a los 60 años. El ex-baterista de The Beatles se sumó al listado de famosos que dejó un mensaje para homenajearla.

En su cuenta personal de Twitter, el músico publicó un video tributo protagonizado por ellos dos.

"Dios te bendiga Carrie Fisher. Paz y amor a su familia, amigos y legión de fans", escribió el ex Beatle.

El clip data de 1978 y recrea un tema de los hermanos Sherman que fue un éxito en la versión de Starr: "You're Sixteen (You're Beautiful And You're Mine)". www.losandes.com.ar | youtube.com

domingo, 13 de noviembre de 2016

Threetles: la última vez que estuvieron juntos

Siempre recordaré aquella brumosa, nebulosa y fría mañana de Birmingham, a comienzos del mes de diciembre de año año 2001. Iba a entrevistar a Paul McCartney, que estaba en dinámica promoción, como siempre, del décimo segundo álbum en solitario, el extraño “Driving Rain”. Paul estaba en Birmingham, porque le habían hecho un programa especial allí, específicamente para la BBC.

George Harrison había muerto unos días antes. Con exactitud, el 29 de noviembre. Precisamente, en la casa de Paul, en Los Angeles. Paul se la había comprado a Courtney Love, por capricho de sus segunda esposa, la esquiva Heather Mills. Cuando se separó de ella, se la regaló como parte del acuerdo del divorcio y Heather la vendió en cuanto pudo. Decía que aquella casa estaba maldita.

Maldita o no, George Harrison había recalado allí, con sus íntimos amigos “hare krisna”, Das y Goswamique constantemente rezaban por George en sus últimos días. ¿Donde morir mejor anónimamente, sino en casa de su amigo Paul?. Su esposa Olivia no había tenido más remedio que hacerse con los servicios de un “gurú” de las estrellas , que estaba acostumbrado a solucionar ese tipo de papeletas de cara a una muerte anónima.

Le pregunté a Paul si fue allí, en Los Angeles, donde le vio por última vez. Y me contestó que no, que quiso dejarle morir en paz con su hijo, su esposa y sus gentes religiosas. Me dijo que, en realidad, la última vez que había estado con George había sido en una suite de un hotel de Manhattan, en un largo almuerzo, a la que acudió también Ringo Starr. Pasaron unas tres horas maravillosas. Fue algo como la ULTIMA CENA DE LOS TRES BEATLES.

Su esposa Olivia cuenta que cuando George fue ingresado en noviembre en un hospital en Staten Island ,en Nueva York, George sabía que estaba muy cerca de la muerte. Le dijo a Olivia que quería despedirse de la gente que había sido importante en su vida, incluida su hermana Louise con la que no se hablaba y….. Paul McCartney. Sí, porque las relaciones con el bajista de los Beatles habían sido muy negativas, repletas de conflictos legales y de falta de entendimiento. Con Ringo, en cambio, mantenía una gran amistad y se veían a menudo.

Pero, sobre todo, George con lo que no quería morirse era con el sentimiento de que alguno de sus queridos Beatles se quedaran con cualquier tipo de resentimiento. Sobre todo, porque John Lennon, antes de ser asesinado, no le dirigía la palabra por culpa de su autobiografía “I me mine” , en la que hablaba despreciativamente de John.

Paul McCartney voló desde Londres a Nueva York , un 11 de noviembre. La cita era con George en un hotel de Nueva York, a la que acudiría también Ringo Starr. Con todas las familias.

El inseparable doctor de George, el profesor Gil Lederman contó que aquel lunes 12 de noviembre del 2001, en Manhattan, fue un día absolutamente feliz. Justo 17 días antes de la muerte de George. Cuenta el médico que rieron, recordaron y se emocionaron de todo lo que habían vivido juntos.

Tras el almuerzo. George pidió que todas las familias salieran de la suite . Quería quedarse a solas con Paul y Ringo. Paul me contó que se cogieron la mano y durante más de una hora no se soltaron . Para Paul fueron minutos maravillosos de fraternidad, de humildad y, sobre todo, de amor entre los tres Beatles. Para Paul todas las diferencias que habían tenido se esfumaron como humo por las rendijas de las puertas de aquella habitación.

Paul me contó que hablaron como tres auténticos hermanos. La conversación empezó con aquellos días de Hamburgo, las drogas, la religión, John y todo lo que vivieron juntos. Paul me contó incluso que llegó a llorar. Mientras me lo contaba, a mí se me puso un nudo tremendo en la garganta e incluso se me escaparon algunas lágrimas. Paul acabó:

“ERA LA DESPEDIDA DE UNA FAMILIA”.

Esa fue la última vez que los tres Beatles supervivientes estuvieron juntos. Hoy se cumplen 15 años y parece ayer. Por lo menos, a mí me lo parece, cuando lo recuerdo. www.plasticosydecibelios.com

domingo, 30 de octubre de 2016

"George era un apasionado de la música mexicana": Olivia Harrison

La productora de origen mexicano Olivia Harrison, viuda de George Harrison, aseguró que además del amor que se profesaban, entre las grandes pasiones que compartía con el guitarrista de The Beatles, era la música mexicana, de ahí el interés de ambos por ver películas del país.

En entrevista con Notimex, en el marco de la 14 edición del Festival Internacional de Cine de Morelia, Olivia detalló que sus abuelos nacieron en Guanajuato, por lo que su papá cantaba música mexicana, y su esposo tuvo la osadía de grabarlo en el estudio, entonando temas como "La feria de las flores", de Chucho Mongue, pero que hiciera famoso Jorge Negrete y Antonio Aguilar.

"George (Harrison) estaba muy enamorado de México, de su música sobretodo, entonces, empezamos a ver películas mexicanas y él se sentaba con su guitarra y tocaba junto con Los Panchos. Disfrutaba y entendía la música a través de los acordes y sentimientos", resaltó.

Olivia se dijo fiel admiradora de la música y el cine nacional, artes que están ligadas profundamente con el misticismo, creencia con la cual se identifica porque sabe que George, "su eterno amigo", siempre está con ella, aún y cuando físicamente no lo vea.

"Esa es una cuestión muy mexicana y así es como me siento, por eso, cuando falleció George, quise hacer un documental sobre su vida. Otras personas ya se me habían acercado para hacerlo pero fue a través de amigos y asociados, que me dijeron que por qué no le pedía a Martín Scorsese que hiciera ese material".

Y así fue, la productora y embajadora de The Film Foundation, creada en 1990 por Scorsese, se acercó al reconocido cineasta estadounidense.

"Por supuesto ese era un sueño, pero él se interesó en la vida de George. Este material, que hoy presentamos, se hizo a lo largo de cinco años a partir de nuestros archivos familiares y los de The Beatles Company".

"Lo que intentamos fue contar la historia sobre los retos de su vida y le pusimos 'Living in The Material World' (Viviendo en un mundo material), porque es el nombre de una de las canciones de George", compartió.

El largometraje, hasta el día de hoy, sólo se ha visto en Estados Unidos a través de HBO, pero próximamente estará disponible para todo el mundo en formato DVD.

"Es un documental que provoca muchos pensamientos; invita a la reflexión. George fue un hombre complejo, de orígenes muy humildes y logró un éxito increíble, la cinta realmente habla del viaje de este hombre", señaló.

"Hemos tenido una respuesta enorme porque es una película muy honesta. Mi hijo, Dhany, también me ayudó mucho, estamos muy felices porque nos permitió abrirnos y abrir todos los lados de la vida de George, la brillante e incluso la parte oscura", concluyó. www.elsiglodetorreon.com.mx

jueves, 13 de octubre de 2016

LEGO se une al aniversario de Yellow Submarine

A partir del próximo 1 de noviembre saldrá a la venta la versión de Lego de The Beatles con el tema de la canción “Yellow Submarine” esto con motivo del 50 aniversario del disco.

La canción fue escrita por John Lennon y Paul McCartney, pero interpretada por Ringo Starr y grabada en los famoso estudios de Abbey Road y el álbum se lanzó al mercado el 5 de agosto de 1966.

El Yellow Submarine de Lego tendrá un costo en el mercado de 60 dólares y podría ser el mayor atractivo de la empresa para las ventas de fin de año.

El producto es una colección especial conformada por figuras en miniatura de John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr, así como un set dedicado al Yellow Submarine, y también una figura del personaje Jeremy Hilary Boob. tiempo.com.mx



Unos desconocidos Beatles en España, en 1963

George y Paul con Astrid Kirchherr
Era mayo de 1963 cuando un grupo de amigos visita Tenerife. Lo hacen a Puerto de la Cruz. Aquellos desconocidos eran The Beatles. Eran turistas.

Pasarían por estudiantes de Liverpool. Perdidos. Fueron usuarios del alquiler vacacional en Los Realejos, donde se quedaron en una casa de una isla donde esta gente no llamaba la atención cuando ya llevaban tres trabajos publicados. La casa era gratis. Prestada por un alemán amigo del grupo.

Estuvieron transitando por las zonas de la isla que comenzaba a ser un destino para el turismo exigente. Paul McCartney, Ringo Starr y George Harrison hicieron lo típico. Lennon estaba en Benidorm.

Lago Martiánez y El Charco fueron testigos de la silenciosa visita de aquellos cantantes que alucinaban porque a nadie llamaba la atención la presencia del grupo. Que los canarios no supieran de ellos lo podían comprender por cuestiones como el idioma. Aunque tampoco por la cultura musical que tienen los isleños. Pero, extranjeros como ellos, les parecía extraño.

Surgió hasta mal humor entre los integrantes del grupo y se ofrecieron a actuar gratis. Ni así. Generaban ruido, a juicio de los dueños de algún local, que percibía en su música demasiado riesgo para su clientela. PaulMcCartney casi se ahoga por bañarse sin conocer las corrientes de alguna zona sin vigilancia.

No estaban aburridos. Formaban parte del circuito del turismo; pero usando una casa conseguida por Astrid Kirchherr y su entonces pareja Klaus Voormann, que hicieron algunas fotos curiosas de su estancia en Canarias. A estos alemanes les conocieron en un concierto celebrado en Hamburgo.

Acabaron quemados por el radiante sol canario aunque les gustaba la arena negra de Puerto de la Cruz. Estuvieron en Izaña y el Teide. En Canarias, en aquella época, se celebraban corridas de toros. Y The Beatles estuvieron en la plaza que entonces funcionaba en la capital tinerfeña. De Tenerife, fueron a Agadir (Marruecos). www.abc.es



domingo, 9 de octubre de 2016

McCartney rinde tributo a Lennon en festival "Desert Trip"

Un festival como el que reúne en Coachella, California, a seis de las mayores leyendas del rock de los sesenta, aspira a crear momentos irrepetibles que duren años. El primer día del festival Desert Trip, The Rolling Stones regalaron uno de esos momentos al tocar Come Together, de The Beatles. En la grada, Paul McCartney lo celebró como un fan más. “Ayer los Stones tocaron una canción nuestra”, dijo McCartney el sábado, durante su turno en el escenario. “Vamos a tocar una de ellos. Es el primer éxito que tuvieron en Inglaterra. Lo escribimos John y yo”. Entonces tocó I Wanna Be Your Man. La historia de esa canción es tal cual como la contó McCartney.

Pero el gran momento de la segunda noche de este festival no fue ese, sino ver juntos en el escenario a los dos artistas de la noche, Neil Young y Paul McCartney, tocando dos canciones de John Lennon. Empezaron con A Day In The Life, el monumental cierre del disco Sgt. Pepper’s, y acabaron con Give Peace A Chance con el enorme recinto de Coachella cantando a coro. Lennon triunfó en este homenaje a los sesenta tanto como su compañero. Después, tomaron una canción menor del catálogo beatle como Why don't we do it in the road, que sonó como un cañón.

Young había hecho el número de apertura de este concierto, en el que la generación de los sesenta en EE UU se está dando una especie de fiestón de despedida. El espectáculo de Young empezó media hora antes que el de Bob Dylan el día anterior. De esa forma, consiguió un magnífico efecto con el atardecer rojo del desierto de Coachella. Las primeras frases de After The Goldrush sonaron por sorpresa, con Young sentado al piano y el sol cayendo sobre las palmeras. Después, Heart Of Gold, igual de sencilla y emocionante. Young es uno de los pocos artistas de los sesenta que conserva una voz característica, inmediatamente reconocible, y puede con sus propias canciones como el primer día. El sábado en el desierto, esa voz nasal y afilada sonó estremecedora.

El público de baby boomers norteamericanos que han venido a revivir por última vez en directo la música de su juventud fue transportado instantáneamente por Young a los años sesenta. El atardecer, las palmeras, la luna del desierto, la armónica y una camiseta que decía “el agua es la vida” crearon un momento mágico en Harvest Moon. Neil Young arrasó. Hizo olvidar que Dylan y los Stones habían estado en ese escenario el día anterior.

Young terminó con dos demoledoras interpretaciones de Down By The River y Rockin’ In The Free World. En la grada sur, a la derecha del escenario, un abuelo en silla de ruedas animaba con el puño en alto sobre su cabeza. Señoras con evidente dificultad para levantarse hacían un esfuerzo para seguir con el rock en el mundo libre mientras la guitarra de Young atronaba. Esta no es la última vez solo para los artistas, también lo es para los fans que crecieron con ellos. Fue un show de dos horas magnífico.

Paul McCartney cambió el escenario de arriba abajo para adaptarlo al complejo montaje con el que ha salido de gira este año. McCartney calienta su espectáculo con música de The Beatles. En un momento dado, sonó el riff de Revolution, se oyó un suspiro colectivo y todo el recinto se levantó de su asiento. Solo era el disco. No había salido sir Paul a tocar y la música de The Beatles ya estaba obrando su magia.

Hace un par de décadas que McCartney abrazó su papel como superviviente del mejor grupo de la historia. McCartney es, como decía él mismo en una entrevista con EL PAÍS, “lo más parecido a los Beatles que la gente puede ver”. El poder de esa música y de esa leyenda sigue arrastrando masas por todo el mundo 47 años después de su último disco y con dos miembros del grupo muertos. El sábado, en el contexto de un homenaje a los sesenta, él era The Beatles. Le bastaron las tres primeras canciones de su actual espectáculo (A hard day’s night, Jet y Can’t Buy Me Love) para poner al público a sus pies. Nadie tiene un catálogo igual.

Mientras meta suficientes canciones de los Beatles en su espectáculo, McCartney puede tocar lo que quiera. Muchas canciones empiezan a estar fuera de su capacidad vocal a los 74 años. Pero nadie puede irse decepcionado de un espectáculo donde puedes ver al beatle tocando Let It Be, Hey Jude, Helter Skelter o la suite final del disco Abbey Road. Asientos vacíos en la grada el día anterior, incluso del artista anterior, se llenaron solo para verle a él.

Al festival Desert Trip le queda un tercer día. La despedida correrá a cargo de Roger Waters y The Who, otros dos artistas que retienen, pasados los 70 años, un enorme poder en directo. “Vuelvan mañana”, dijo Neil Young al público antes de despedirse. “Roger va a construir el muro (The Wall) y vamos a hacer grande a México otra vez”.  cultura.elpais.com

Las diferentes casas de John Lennon

Lennon vivió una vida compleja de activismo social buscando privacidad en casas donde escribió las letras de sus famosas canciones

Mendips, en su natal Liverpool.
En Mendips, la casa de George y Mimi Smith, fue donde John Lennon vivió la mayor parte de su infancia y adolescencia. Donde vivió la era pre-Beatles.

John Lennon se mudó a Estados Unidos en 1971 junto a su segunda esposa Yoko Ono, y jamás regresó a vivir a su tierra Inglaterra.

Edifico Dakota, en New York.
La primera casa de Lennon fue el apartamento estilo Gótico del Siglo 19, ”The Dakota”, ubicado en la calle 72 y Central Park West, uno de los edificios más buscados por celebridades para residir allí.

De acuerdo a Business Insider, Lennon y Ono se mudaron a su apartamento en el Dakota en 1973. Siete años después, el 8 de diciembre de 1980, Lennon fue asesinado justo en el pórtico de entrada del edificio a manos de un fan, momentos después de que el cantante le había firmado un autógrafo.

Villa Bird, en Los Angeles, California.
Además del apartamento en Nueva York, el ex-Beatle compró otras propiedades menos conocidas o famosas que su primera casa, entre ellas se encuentra la villa conocida como “Bird” por estar ubicada en las colinas privadas de las calles con el mismo nombre, en el 8818 Thrasher Ave, de Los Angeles, California. Según el listado de priceypads.com, la propiedad de 419 metros cuadrados fue construida en 1965, tiene 4 habitaciones, 4 baños, piscina, y spa.

Un año antes de su muerte Lennon decidió comprar la que es conocida como su última propiedad en Long Island, New Jersey.

Cannon Hill, en Long Island, New Jersey.
Según longislandpress.com, la última casa del cantante era una mansión al estilo Tudor, ubicada en el barrio de Laurel Hollow hacia el Norte de Long Island, conocida como “Cannon Hill” por tener un cañón justo al frente del jardín, aislada al final de la calle con salida al mar.

“Tenía más de una docena de habitaciones con tres pisos, incluyendo la habitación principal con un balcón que ofrecía vistas espectaculares a la bahía”, según relatara Fred Seaman, el asistente personal de Lennon, en su libro “Last Days of John Lennon: A Personal Memoir”. Cuenta además que “Tenía hasta una pequeña playa, con un muelle privado. John quería comprar un bote, así que esta era la casa ideal”.

Lamentablemente el cantante no pudo disfrutar de esta casa por mucho tiempo. Un año después de comprarla, Lennon fue asesinado al regresar del estudio de grabación en donde acababa de grabar su último álbum “Double Fantasy”.

Yoko Ono sigue viviendo en el mismo apartamento en Nueva York, junto con el piano blanco en el que compuso sus últimas melodías. www.viveusa.mx | gigantesquedesaparecen.blogspot.mx

John Lennon, inmortal

John Lennon, el chico creativo de Liverpool, para muchos el alma de The Beatles, cumpliría ahora 76 años si aquel trágico día de 1980 un fan armado con una pistola no se hubiera cruzado en su camino.

Su talento, su legado, sigue poniendo banda sonora a nuestras vidas e inspirando al mundo de la música. Temas como 'Imagine', 'Jealous Guy' o 'Baby please dont'go' son tarareados a diario, manteniendo al hombre de pelo alborotado y gafas redondas más vivo que nunca.

Pésimo conductor, en parte por la miopía que tenía, era un apasionado del café y el único componente de The Beatles que no era vegetariano. Fue Elvis Presley quien le inspiró para dedicarse a la música, aunque también confesó que le hubiera gustado formar parte de los Monty Python.

Compositor, dibujante, escritor y productor, se reinventó una y mil veces a través de sus letras, sin dejar de luchar por las causas justas. Su tema 'Give peace a chance' se convirtió en un himno contra la guerra de Vietnam.

El alma atormentada de Mark David Chapman arrebató al mundo de la música a uno de sus mayores genios. Quería pasar a la historia como 'el hombre que mató a John Lennon' y su perversa hazaña acabó con el artista, con el hombre, pero no con su leyenda, no con su arte. www.lasexta.com

jueves, 1 de septiembre de 2016

McCartney participa en evento privado de Hillary Clinton

La candidata para la presidencia de Estados Unidos, Hillary Clinton, realizó una recaudación de fondos privada hace un par de días, y en este evento estuvo Paul McCartney. El ex Beatle tocó en el evento con la banda de Bon Jovi y el músico Jimmy Buffett, además de donar $25.000 dólares a la campaña de Clinton.

‘Jet’, ‘Can’t Buy Me Love’, ‘Lady Madonna’ y ‘Hey Jude’ fueron las canciones con las que Paul complació a los asistentes del evento y dejó clara, una vez más, cuál es su postura política. www.radioacktiva.com | www.youtube.com


viernes, 26 de agosto de 2016

"No hubo retiro oficial de los conciertos": Ringo Starr

El célebre batería ha dicho que los Beatles jamás tomaron la decisión de retirarse de los conciertos en directo tras su show en el Candlestick Park de San Francisco en verano de 1966.

La revista Mojo ha entrevistado a Ringo Starr y a Paul McCartney sobre el documental de próximo estreno “Eight Days A Week: The Touring Years”, y Ringo ha afirmado que “los Beatles nunca se fueron y podrían haber regresado”.

Ringo se refiere a que los Beatles nunca hicieron un comunicado oficial de retirada de los escenarios, y ha dicho que igual que tocaron a primeros de 1969 en la azotea de Apple, podrían haber tocado más veces.

“El concierto de la azotea [en el techo de la sede de Apple en el 3 de Savile Row, Londres, 30 de enero de 1969] demostró que todavía podíamos hacer esas cosas. Y nosotros quizá podríamos haber vuelto a salir a tocar en directo. No sucedió. Pero nunca fue como: “oh, eso está muerto, los Beatles están muertos”. Siempre había una posibilidad de poderlo haber hecho de nuevo. Y tú (hablándole a Paul) de hecho, una vez trataste de hacernos salir de nuevo, ¿verdad?”.

“¡Pero no me escuchásteis!” le replica airado McCartney en broma.

“Yo escuché” responde Ringo. “¡Fueron los otros!”.  www.plasticosydecibelios.com | www.youtube.com




Set List:

0:00:38 -- Hey Bo Diddley -- Moody Blues 
0:00:56 -- Go Now -- Moody Blues 
0:09:30 -- Little Bitty Pretty One -- Freddie and the Dreamers 
0:11:45 -- A Little You -- Freddie and the Dreamers 
0:13:59 -- Walking the Dog -- Georgie Fame and the Blue Flames
0:16:32 -- I’ll Never Find Another You -- The Seekers
0:18:36 -- A World of Our Own -- The Seekers
0:21:16 -- (What a) Wonderful World -- Herman’s Hermits 
0:23:03 -- Mrs. Brown, You’ve Got a Lovely Daughter -- 
0:25:51 -- Funny How Love Can Be -- The Ivy League
0:27:51 -- Time for You -- Sounds Incorporated
0:29:58 -- The Game of Love -- Wayne Fontana/Mindbenders 
0:32:24 -- It’s Just a Little Bit Too Late -- Wayne Fontana/Mindbenders
0:34:51 -- Everybody Needs Somebody to Love -- Rolling Stones 
0:25:29 -- Pain in My Heart -- Rolling Stones 
0:37:32 -- Around and Around -- Rolling Stones 
0:39:56 -- The Last Time -- Rolling Stones 
0:42:58 -- Zip-a-Dee-Doo-Dah -- Cilla Black 
0:45:12 -- You’re Gonna Need Somebody on Your Bond -- Donovan 
0:49:23 -- Catch the Wind -- Donovan
0:51:49 -- Here Comes the Night -- Them [w/ Van Morrison] 
0:54:34 -- Turn on Your Love Light -- Them [w/ Van Morrison] 
1:00:48 -- Let the Good Times Roll -- The Searchers 
1:02:38 -- Mockingbird -- Dusty Springfield 
1:05:04 -- Boom Boom -- Animals
1:09:09 -- Please Don’t Let Me Be Misunderstood -- Animals
1:11:34 -- Talkin’ ‘Bout You” / ”Shout -- Animals
1:16:22 -- I Feel Fine -- Beatles
1:19:24 -- She’s a Woman -- Beatles
1:22:14 -- Baby’s in Black -- Beatles
1:24:32 -- Ticket to Ride -- Beatles
1:27:46 -- Long Tall Sally -- Beatles
1:29:49 -- You Really Got Me -- Kinks
1:32:02 -- Tired of Waiting for You -- Kinks

viernes, 19 de agosto de 2016

Lanzan cómic de Los Beatles en Japón por aniversario

El autor de seinen Naoki Urasawa, conocido por obras como “Monster” o “20th Century Boys”, publicó un cómic donde se ve una corta historia como tributo a The Beatles, en conmemoración de los 50 años de la visita del cuarteto a Japón.

Esto coincide, además con el anunciado estreno de un documental sobre las primeras giras de la banda en EEUU, que se estrenará en septiembre próximo.

En el cómic es una colaboración para el documental “KKBOX Here comes THE BEATLES” que se transmitirá por la televisión japonesa, que tiene como foco los cinco conciertos que los de Liverpool realizaron en ese país.

Su historia se desarrolla en una estación de radio de Tokio, y narra el supuesto de que The Beatles viajaran en el tiempo, llegaran al 2016 y dieran un concierto. Recordemos que en el año 2010, Tetsuo Fujii y Kaiji Kawaguchi presentaron “Boku wa Beatles”, donde dos integrantes de una cover band viajan al año 1961, antes de que la banda fuese famosa. larepublica.pe

Entrevista a Pete Best en su visita a Perú

Pete Best hizo historia. Fue el primer baterista de la formación original de The Beatles, la emblemática agrupación de Liverpool que alcanzó el éxito a nivel mundial; sin embargo, Pete no estuvo para saborear todos los triunfos de la banda.

La madre de Pete Best, Mona Best, era una empresaria de Liverpool que tenía el local "The Casbah" , el cual fue solicitado por John Lennon, Paul McCartney y George Harrison para tocar junto a Pete Best y presentarse ante el público como The Beatles.

Años más tarde, Pete fue retirado sorpresivamente de la agrupación y dio pie a que se propaguen diversos rumores, pero la verdad aún no ha sido revelada, ya que incluso Pete la desconoce.

Pete llegó a Perú para presentarse junto a 'Un día en la vida' en un concierto tributo a The Beatles en el Gran Teatro Nacional.

Se corrieron rumores sobre su salida de T­­he Beatles, muchos aseguraban que era debido a que faltaba mucho a los ensayos y otros decían que Ringo se quedó en la banda debido a su cercanía con Harrison

Es verdad que Ringo Star era muy amigo de George Harrison, pero lo de las faltas es algo que inventaron los medios, ya que incluso teniendo hijos y estando lejos hice grandes sacrificios para no faltar. Yo no faltaba.

Otro de los rumores fue que lo sacaron por ser el más atractivo de la banda…

Es rock and roll, eso sí ocurría.

¿Qué tan difícil fue superar su salida de The Beatles? En alguna ocasión contó que pensó en suicidarse…

A los dos meses ya había salido adelante. Cuando pensé en suicidarme, mi madre y mi hermano me hablaron al respecto y me dijeron que si hacia eso, que era tan tonto, iba a privar al mundo de un gran músico, a su esposa de un gran esposo e iba a privar a sus hijos de un gran padre. Desde entonces no lo he vuelto a pensar.

El único de los Beatles vivos que podría saber la causa real de su salida es Paul McCartney ¿en alguna ocasión han conversado sobre el tema?

No he tenido oportunidad de hablar con él, incluso hemos tocado en los mismos lugares. La última vez que hablé con Paul fue en 1962. Tal vez algún día hablemos.

¿Cómo le ha ido con su nueva agrupación?

Es una gran banda. Hay grandes músicos que quisieron apoyarme y juntos hemos viajado por todo el mundo. Hemos realizado diversas presentaciones y hemos escrito nuestras propias canciones. Me siento orgulloso de eso. larepublica.pe

jueves, 18 de agosto de 2016

McCartney anuncia nuevo disco

Los seguidores del británico Paul McCartney reciben hoy con alegría el anuncio de un nuevo disco en solitario del célebre cantautor y exbajista de la banda The Beatles.

McCartney -quien regresó al catálogo del sello discográfico Capitol- no ha revelado detalles de la nueva producción pero se prevé que el fonograma irrumpa de manera exitosa en el panorama internacional de la música.

La casa discográfica con sede en Los Ángeles -que fue su primer sello en Estados Unidos hace muchos años- vaticina un extenso plan previsto para iniciarse en julio de 2017 con el objetivo de explotar el archivo del artista, conformado por obras desde McCartney (1970) hasta New (2013).

Reconocido como uno de los artistas más célebres de todos los tiempos, a los 74 años de edad McCartney se mantiene en activo con un amplio programa de recitales.

Este jueves ofrecerá un concierto el Quicken Loans Arena de Cleveland (Estados Unidos), mientras el 4 y el 5 de octubre acaparará la atención del Golden 1 Center de la ciudad californiana de Sacramento.

Junto a John Lennon, George Harrison y Ringo Starr, ganó fama mundial por ser el bajista de la banda The Beatles, reconocida como la más notoria e influyente en la historia de la música popular.

Su asociación compositora con Lennon sobresale hoy como una de las más célebres del siglo XX al crear inolvidables canciones como Yesterday, el tema más versionado de todos los tiempos.

Entre 1962 y 1969, escribieron y publicaron casi 200 títulos acreditados de forma conjunta, de los cuales la gran mayoría fueron grabados por The Beatles y se insertan en el grueso de su catálogo. prensa-latina.cu

McCartney vuelve al sello Capitol

El exmiembro de The Beatles, Paul McCartney, anunció ayer su regreso al sello discográfico Capitol y develó además que se encuentra preparando un nuevo álbum en solitario.

"Esto es realmente emocionante para mí. Capitol no solo fue mi primer sello en Estados Unidos, sino que además el primer disco que compré en mi vida fue 'Be-Bop-A-Lula', de Gene Vincent, en el sello Capitol", dijo McCartney en una nota de prensa reproducida hoy en su web oficial y en la de la casa discográfica con sede en Los Ángeles.

Se trata de un acuerdo global por el que el trabajo de McCartney, al margen de The Beatles, pasará a formar parte del catálogo de Capitol.

Además, el comunicado informó que el legendario músico "se encuentra trabajando en un nuevo disco de estudio", aunque no dio más detalles.

La casa discográfica ha preparado también un "extenso plan", que comenzará a desarrollar en julio de 2017, para explotar el archivo de McCartney, una enorme e influyente obra que abarca desde "McCartney" (1970) a su último disco hasta la fecha "New" (2013).

"La asociación de Paul McCartney con Capitol ha definido ampliamente nuestro legado histórico y todos nosotros estamos muy orgullosos y honrados de que haya elegido volver a casa", aseguró el presidente del sello Capitol, Steve Barnett.

Paul McCartney actuará hoy y mañana en el Quicken Loans Arena de Cleveland (Estados Unidos) y el 4 y el 5 de octubre se presentará en el Golden 1 Center de la ciudad californiana de Sacramento.

Asimismo, el músico participará en el festival Desert Trip, que se celebrará en dos fines de semana consecutivos (del 7 al 9 y del 14 al 16 de octubre) en el valle californiano de Coachella y que cuenta en su cartel con The Rolling Stones, Bob Dylan, Neil Young, The Who y Roger Waters. www.elsiglodetorreon.com.mx

Starr, el primer Beatle bisabuelo

Ringo y Zak recién nacido
Ringo Starr, legendario ex batería de The Beatles, se ha convertido en el primer bisabuelo del grupo a los 76 años.

Noise 11 ha dado la noticia, luego confirmada por un representante de prensa del músico.

La nieta de Ringo, Tatia Starkey, dió a luz el domingo 14 de agosto al niño Stone Zakoño Low. Es el primer hijo que tiene con su pareja, Adam Low.

Tatia Starkey es la cantante del grupo Belakiss y es hija del hijo de Ringo también batería, Zak Starkey, conocido por su gran trabajo en Oasis, The Who y la banda de su padre, All-Starr Band. Por tanto, Zak es abuelo y Ringo bisabuelo. Enhorabuena a ambos.

Ringo Starr reveló recientemente que había votado a favor del Brexit, porque en su opinión, a pesar de que al principio creía que la Unión Europea era una gran idea, últimamente pensaba que no iba a ninguna parte. www.plasticosydecibelios.com | www.youtube.com











Cuando Yoko irrumpió en Los Beatles...

Paul McCartney volvió a tocar un tema espinoso para los fans de los Beatles. Durante una entrevista con la revista Rolling Stone, el músico destacó que el grupo se sintió amenazado por la presencia de Yoko Ono, al sumarse durante el proceso creativo dentro del estudio. Contó que se sentaba sobre los amplificadores, entre medio de ellos, algo que era inusual dentro de la actividad de los cuatro grandes de Liverpool.

“Ella entraba al estudio y opinaba como uno más, no se quedaba mirando mientras trabajábamos…Cuando John llegó con Yoko, ella no estaba en la sala de control o a un lado. Estaba en el medio de nosotros cuatro", resaltó Paul.

La mayoría de los grupos, para no decir todos, mantienen un hermetismo a la hora de entrar a grabar un nuevo disco; la idea es de aislarse del mundo y que el espacio exterior no tenga conocimiento sobre ese mágico proceso. Todo indica que la artista japonesa logró algo completamente inusual.


UN POCO DE HISTORIA

John Lennon y Yoko Ono se conocieron el 9 de noviembre de 1966, cuando el músico visitó una exposición en la Indica Gallery de Londres, donde la artista estaba presentando sus trabajos. Un amigo en común, John Dunbar, fue el encargado de presentarlos.

El músico quedó impactado con su obra y decidió buscarla para conocerla. La encontró junto a uno de sus trabajos que tenía un cartel con la frase "Clava un clavo". Él le preguntó si podía clavar uno. Yoko le respondió: "Puedes hacerlo si me das cinco monedas". "Te doy cinco monedas imaginarias si me dejas clavar un clavo imaginario", le respondió John. Fue un juego que marcó el comienzo de una fuerte relación que quedaría en la historia. Por esos días, tanto el beatle como la artista estaban casados. Sin perder el tiempo, ambas figuras comenzaron con los trámites de divorcio. “Conocer a Yoko fue como encontrarte a tu primera mujer: dejas de ver a tus amigos en el bar; omites todos los partidos de fútbol; y no vuelves a jugar al billar. Tal vez a algunos hombres le guste seguir juntándose todos los viernes con sus amigos, y así continuar la relación, pero, una vez que encuentras a la mujer, los amigos ya no interesan”, contó John Lennon en una entrevista.

John y Yoko se volvieron inseparables. Parecía que uno no podía vivir sin el otro. La prensa también comenzó a notar la importancia que iba tomando Ono dentro de la vida del beatle.


¿COMO UN BEATLE MÁS?

En los últimos días de mayo de 1968, John Lennon, Paul McCartney, George Harrison y Ringo Starr se volvieron a encontrar en los estudios Abbey Road para volver a comenzar a trabajar en algunas canciones que luego formarían parte del disco conocido como el “Álbum blanco”. Muchas de ellas habían surgido durante el viaje de los músicos a la India.

George Martin, productor del grupo, tenía todo listo para comenzar con el trabajo. Pero algo llamó la atención: Lennon llegó acompañado de su nueva alma gemela, Yoko. La gran sorpresa fue que se instaló entre los cuatro dentro de la sala. Esto llamó la atención de los presentes que estaban en el control. Nunca antes una persona había estado tan cerca del núcleo beatle.

Mucho peor fue la situación cuando comenzó a opinar ¿Quién se animaba a dar a conocer su opinión delante de John, Paul, George y Ringo? “Esto era más que inusitado; ponía en tela de juicio uno de los pactos más cuidadosamente mantenidos de los Beatles; nadie estaba autorizado a entrar en el estudio mientras ellos trabajaban…Yoko habría podido ser más tolerada si hubiese mantenido una distancia discreta, pero en cambio estaba en medio de todo. Si tenía una opinión sobre la música de los Beatles, la ofrecía, no solo una vez, sino con insistencia”, destacaron Peter Brown y Steven Gaines en la biografía de la banda de Liverpool.

Paul trató de mantenerse al margen. No quería sumar más problemas, pero llegó un momento que su paciencia dijo basta. Junto a George y Ringo comenzaron a tratarla de una forma hostil. Cada una de sus respuestas causaba mucho dolor en John. En una oportunidad, el famoso baterista fue a la casa de Lennon para preguntarle si era necesario que ella estuviera siempre presente. “No lo entiendes, conmigo y con Yoko es diferente”, le respondió a un sorprendido Ringo.

También Peter Carlin, en la biografía de Paul McCartney, destacó el momento tan particular que se vivió en Abbey Road por aquellos días. “Se suponía que los invitados tenían que guardar sus comentarios, pero John la animaba a que hiciera sus comentarios y las críticas. La primera vez que tal cosa ocurrió, en una sesión vocal en el tema ‘Revolution’, resultó ser tan impactante que Paul, George y Ringo apenas pudieron hacer otra cosa que mirarse boquiabiertos en medio de un silencio sepulcral. Hasta que Paul consiguió sacar su voz más sarcástica e hiriente: "¿Alguien dijo algo? ¿Quién fue?"

Estas situaciones se siguieron produciendo durante las tensas sesiones. Finalmente, luego de conseguir los divorcios correspondientes, el 20 de marzo de 1969, la pareja se casó en Gibraltar. Fue una ceremonia muy corta, de tan solo setenta minutos. La crónica de lo vivido en aquel día quedó registrada en la canción de los Beatles, The Ballad of John and Yoko. Pero esa es otra historia. www.generacionb.com

lunes, 27 de junio de 2016

Alcoholizado, Julian Lennon critica el Brexit

Visiblemente alcoholizado y con andar oscilante, Julian Lennon, hijo del icónico líder de los Beatles, fue abordado por un camarógrafo mientras salia del restaurante del hotel Sunset Marquis, en Hollywood, y se le preguntó su opinión con respecto a la separación del Reino Unido de la Unión Europea.

“Señor Lennon, ¿cómo se siente sobre que Gran Bretaña votó por el Brexit?”, cuestionó el reportero al hijo de John Lennon, que se detuvo frente a la cámara y habló arrastrando las palabras: “Estoy enfadado. Creo que hemos revertido 50 años”.

Al darse cuenta de la dificultad que tenía el también músico para mantenerse en pie, sus acompañantes lo forzaron para que abordara el vehículo, sin embargo Julian quería seguir respondiendo las cuestiones.

“El Primer Ministro renunció de igual manera. ¿Usted cree que ellos realmente lo estropearon?”, le cuestionó nuevamente el camarógrafo. Con gran dificultad, Lennon se dio media vuelta para responder, pero un hombre lo agarró del brazo y lo llevó hacia el automóvil, a lo que Julian le pidió que esperara y reiteró: “Realmente molesto”.

Julian Lennon hijo del fallecido Beatle y la británica Cynthia Powell, vivió una infancia de abandono por parte de su padre, sin embargo, decidió establecer una buena relación con Yoko Ono y su medio hermano Sean. www.lasillarota.com | www.youtube.com



sábado, 18 de junio de 2016

Algunas leyendas sobre McCartney

Uno de los músicos más talentosos de nuestra época cumple 74 años este 18 de junio.

1. Paul está muerto

La principal leyenda que gira en torno al músico es que murió en 1966 y que un doble ocupó su lugar. Los clavados con esta teoría de la conspiración dicen que hay múltiples referencias de la muerte de Paul en la música de Los Beatles. El propio McCartney se burló de esto en 1993, cuando tituló su disco “Paul is Live”

2. Lo rechazaron en la iglesia

Paul realizó audiciones para ser parte del coro de la iglesia y fue rechazado dos veces. Él mismo declaró que fue a propósito porque, obviamente, no quería estar ahí, aunque al final sí formó parte.

3. Fue arrestado por causar un incendio

En 1960 Los Beatles dieron un concierto en Hamburgo, Alemania. Mucha gente se quejó y le pidió al grupo que abandonara el país, Paul empacaba sus cosas en un cuarto oscuro y se le ocurrió iluminar la habitación prendiéndole fuego a un condón lo que causó un incendio. La policía lo arrestó y pasó varias horas en la cárcel.

4. Vio los ataques del 11 del septiembre

El músico estaba en un avión en Nueva York cuando vio cuando un avión se estrellaba contra una de las Torres Gemelas. Paul dijo que en cuanto se bajó se fue a beber.

5. Admitió ser racista (por un tiempo nada más)

En una entrevista reciente admitió que de niño decía ciertas palabras (no dijo cuáles) que ahora pudieran ser políticamente incorrectas.

6. Era el niño bonito

Las fans de Los Beatles, durante su máximo apogeo, lo consideraban el Beatle más guapo.

7. Evitó una pelea entre John Lennon y Elvis Presley

Se ha dicho que en 1965 Los Beatles estaban en la casa de El Rey conociéndose y pasándola bien, hasta que la situación se calentó porque Lennon comenzó a debatir con Elvis sobre la guerra y luego coqueteó con su esposa Priscila. Paul dijo “¿por qué no tocamos algo de música?” para evitar que el incidente se pusiera violento.

8. Arrestado por mariguano

Es muy conocido que Paul era fumador activo de mota, pero en 1980 mientras estaba de gira en Japón fue arrestado brevemente por portación ilegal de esta droga.

9. Insultó a Yoko Ono

En alguna entrevista describió a la esposa de John Lennon como un “palillo gigante e hinchado, con pelo de Chia Pet”, esto ocasionó que los músicos se dejaran de hablar por 7 años.

10. Puso a prueba a la Beatlemanía


Alguna vez propuso cambiar el nombre de Los Beatles a Los Bumblebees sólo para ver si sus millones de fans seguirían aceptándolos. www.chilango.com

domingo, 29 de mayo de 2016

McCartney: "Estaba deprimido con la ruptura de Los Beatles"

El cantante británico Paul McCartney ha confesado que pasó por una depresión tras la ruptura de los Beatles y que incluso consideró dejar la música definitivamente, según ha explicado en un programa de radio de la BBC.

El exBeatle también contó que empezó a beber mucho al sentir la pérdida después de que la banda de Liverpool decidiera disolverse en 1970, según su relato que será emitido el próximo sábado en el programa Mastertapes de Radio 4.

“Fue difícil saber qué hacer después de los Beatles. ¿Qué es lo que sigue? Estaba deprimido. Lo estarías. Estabas rompiendo con tus amigos de tu vida, así que le di a la botella“, dijo.

Los Beatles se separaron oficialmente en 1970 al publicar su álbum Let it be.

“El negocio nos separó”, reconoció McCartney, que dice que la separación le provocó una depresión ya que no sabía “si iba a continuar en la música”, por lo que se marchó a Escocia un tiempo y empezó a beber.

Según explicó, fue su mujer de entonces, Linda, la que le empujó a salir de la situación al formar con ella el grupo musical Wings.

“No fue un buen grupo. La gente decía que Linda no podía tocar el teclado, y era verdad”, dijo.

En su conversación con la BBC, McCartney también expresó su tranquilidad por haber mejorado su relación con John Lennon antes de que éste fuese asesinado en Nueva York en diciembre de 1980.

“Fue realmente grandioso que estuviéramos otra vez juntos antes de su muerte porque hubiera sido (algo) muy difícil de llevar”, contó el músico del cuarteto británico.

Entre otras cosas, McCartney reconoció que la competencia que sentía con Lennon cuando formaban el grupo le ayudó a crear algunos de sus mejores trabajos musicales.

“Cuando eres joven, te pasan cosas mágicas, estar en la banda, la competencia con John, ser unos niños y de repente ser famosos y ello dio paso a un buen trabajo”, explicó.

El programa de Mastertapes fue grabado en un estudio de la BBC en el centro de Londres donde los Beatles cantaron algunas canciones para la radio en los pasados años sesenta.

Entre la audiencia de esta grabación, según la cadena, estuvieron famosos como Brad Pitt y Noel Gallagher, así como miembros del público que le hicieron preguntas a McCartneywww.24-horas.mx

viernes, 20 de mayo de 2016

Leila, la niña que tocó en el escenario con McCartney

En su primera noche en La Plata, Paul McCartney desplegó todas sus armas para seducir al público argentino. Habló en español todo lo que pudo, bailó, tarareó nuestras canciones tribuneras y arengó a los 55 mil presentes a vivarlo toda la noche.

Pero saben muy bien los que se dedican al mundo del espectáculo que nada conmueve más que la ternura de un niño. Incluso cuando se trata de un Beatle: el legendario Paul quedó en un segundo plano ante la irrupción en escena de una nena de pelo castaño largo y osito en mano llamada Leila que él mismo presentó como una sorpresa. «Vamos a hacer subir a alguien del público. A veces lo hacemos», dijo. Leila entró, luego Paul presentó a su madre, Mariana, la verdadera fan Beatle de la dupla invitada, y cuando Paul le preguntó si quería que le firmara su osito , la nena respondió: «No, quiero tocar el bajo con vos».

Sorprendido, McCartney le dijo, «pero no trajiste tu bajo». Ella insistió y cuando la producción le alcanzó el instrumento, Paul hizo un gesto de indecisión y ensayó una duda: "Bueno, esto puede ser interesante. No me lo vi venir", dijo, como si estuviera fuera de libreto. La niña se colgó el bajo y se dejó guiar por el Beatle para tocar «Get back», una canción que no estaba prevista en la lista de temas de este recital. Tocaron y cantaron compartiendo el micrófono y hubo ovación para ambos. Sin dudas, uno de los grandes momentos de la noche. www.lanacion.com.ar | www.youtube.com







viernes, 13 de mayo de 2016

Rob López, hijo de una asistente de John Lennon

De madre gallega y padre argentino, Rob López (New York, 1963) decidió instalarse en Galicia hace una década. Tomó ese camino tras la muerte de su madre, Rosaura López, que se encontraba presentando su libro En casa de John Lennon, una obra que resumía y describía los años que la pontevedresa trabajó en la residencia que John Lennon y Yoko Ono poseían en New York, en el famoso edificio Dakota. Hoy, aún recuerda lo feliz que fue en aquel entonces, y las muchas anécdotas que Manhattan le brindó.

«Yo era un adolescente cuando mi madre trabajaba para John», narra Rob. «Ella nunca le dio mayor importancia al asunto. Era un trabajo más, una forma de sacarnos adelante a la familia. Yo, obviamente, era un fanático de los Beatles y cada vez que podía, presumía del trabajo de ella».

Aunque lleva diez años viviendo en Galicia, Rob no puede evitar que se le escape alguna palabra con marcado acento estadounidense. Se dedicó un poco a todo. Fue mensajero en la Gran Manzana, abrió una tapería de especialidades gallegas y, al final, tiró por la enseñanza. «Debía ser de los primeros restaurantes de ese tipo. Una noche entró Iggy Pop, con su mujer, y pidió camarones al ajillo. Nunca olvidaré ese pedido», bromea. «Tras la muerte de mi padre, a finales de los noventa, varias personas empezamos a insistirle a mi madre con que hiciera el libro, que era algo interesante, que debía contarse dada la relevancia que tenía John Lennon». Así lo hizo, su madre comenzó a escribir y esbozar lo que sería el libro que la pondría bajo el foco internacional.

El neoyorquino guarda en un gran álbum todas las fotos y recortes que fueron saliendo a medida que su progenitora presentaba el libro. «Es una pena que muriera en el 2005, poco después de publicarse, porque era uno de los momentos más felices de su vida», cuenta Rob.

«No conocí a John», dice con un tono de resignación. «Es una espinita que siempre tendré clavada, aunque lo cierto es que, por lo que me contaba mi madre, apenas salía de su cuarto. Sí coincidí con Yoko, una mañana. Yo estaba en la cocina de su piso porque justo ese día no tenía clase. Mi madre me llevó por no dejarme solo en casa. Mientras estaba leyendo un periódico noté que entrara alguien. Pensando que era mi madre seguí a lo mío. De repente levanto la vista y veo a Yoko, con una blusa medio transparente y toda despeinada; venía de la cama. Pegué un grito del susto y allí apareció mi madre», ríe. «Me la presentó, se hizo un té y volvió a la habitación».

Recuerda vagamente haber coincidido con el hijo pequeño del Beatle, Sean Lennon. «En una entrevista, hace algunos años, habló de mi madre, aunque no recordaba el nombre. Él debía tener unos tres o cuatro años cuando trabajaba en su piso. Decía que aprendiera algo de castellano gracias a ella. Así era ella».

La portada del libro de Rosaura López no es otra que una foto que el Beatle se sacó dedicada a Rob. «Cuando viajaba a Galicia, cada verano, la gente no daba crédito a mis historias, no se creían que pudieran ser ciertas. Mi madre solía regalar fotos firmadas, autógrafos, hasta ropa que John ya no usaba. ¡A saber dónde están ahora esas prendas!».

Curiosamente, Rosaura cuenta en su libro haber hablado con el asesino Mark David Chapman, que acabaría con la vida del Beatle enfrente al edificio Dakota. Ella no estaba trabajando directamente con ellos, pero seguía contratada en el edificio. «Recuerdo como mi madre me contó que John había muerto», rememora Rob. «No podía creérmelo. En realidad, nadie pudo en aquel momento».

Roquero de corazón, Rob tiene una vida tranquila en Cerdedo, viniendo a Pontevedra a dar clases extraescolares y particulares. Echa de menos New York, aunque reconoce que es una ciudad que puede acabar con uno. «Volveré a morir allí», sonríe. «Es una ciudad única, con sus cosas buenas y sus cosas malas, como todas, pero solo en ella podrás encontrarte a Keith Richards paseando, agarrado a su esposa». Eso aquí, no pasa, desde luego. www.lavozdegalicia.es

Nuevo sencillo de "The Lennon Claypool Delirium"

La dupla de Les Claypool, el líder de Primus, y Sean Lennon, el hijo de John Lennon, lanzó un nuevo adelanto de su primer disco en conjunto.

El proyecto se llama The Lennon Claypool Delirium y el álbum se va a llamar ‘Monolith of phobos’, con fecha de salida para el 3 de junio. Ya habían tirado hace un tiempo el primer sencillo, ‘Cricket and the genie’, y ahora llega el segundo, ‘Mr. Wright’, donde se nota más la mano de Claypool. La canción fue presentada a través de un lyric video, que pueden ver a continuación y hacerse una idea de cómo la viene la mano con esta producción. www.futuro.cl | www.youtube.com





MR. WRIGHT

He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
He’s creeping through the night to ease his lustful plight
He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
Oh that good old fine upstanding Mr. Wright

He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her dance
He likes to watch her dance, puts a twitch into his pants
He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her dance
He likes to watch her dance, to watch her dance

He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her sleep
He likes to watch her sleep, exhilarated by the peep
He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her sleep
He likes to watch her sleep, to watch her sleep

He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her shower
He likes to watch her shower, such a pretty little flower
He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her shower
He likes to watch her shower, watch her shower

He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her pee
He likes to watch her pee, he’s trembling with glee
He sets up little cameras ‘cause he likes to watch her pee
What a dirty little bastard he can be

He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
He’s creeping through the night, to ease his lustful plight
He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
Something’s going wrong with Mr. Wright

He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
He’s creeping through the night to ease his lustful plight
He’s creeping, creeping, creeping, creeping, creeping through the night
Oh that good old fine upstanding Mr. Wright

Los homenajes de McCartney en su gira "One on One"

En el último concierto de la gira One On One antes de su llegada, este domingo, a Córdoba, Paul McCartney le rindió tributo a Prince, en la mismísima ciudad natal del genio de Minneapolis. Allí, casi en el cierre del concierto y pegada a su tema "Hi, Hi, Hi", interpretó "Let's Go Crazy", canción incluida en el álbum más popular de Prince, Purple Rain. Pero no es el único homenaje que McCartney hace en este tour a lo largo de su setlist, sino por el contrario, las dedicatorias son varias...

"Let's Go Crazy", dedicada a Prince




"Love Me Do" (primer simple de The Beatles), dedicada a George Martin




"My Valentine", para su esposa Nancy Shevell





"Foxy Lady", en homenaje a Jimi Hendrix





"Something", tocada con ukelele, en memoria de George Harrison





"Here Today", para John Lennon (un tema escrito tras la muerte de su amigo y compañero que narra una última conversación imaginaria con él)



www.lanacion.com.ar